Una casa de campo con sabor rústico

María Bausán María Bausán
Google+
Loading admin actions …

Hay antiguas masías y casas de campo que después de estar casi al borde de la ruina están encontrando una nueva vida. Con una buena reforma, estos edificios se están revalorizando por distintas razones. Por un lado, el cosmopolitismo imperante hasta hace unos años está dando paso a un interés creciente por lo rural y por recuperar la vida en el campo y todas sus ventajas, lo que hace la ubicación de estas casas mucho más atractivas que antaño. Por otro, las casas en el campo cuentan con algo que es difícil, y mucho más caro, tener en la ciudad: espacio.  

Casas más grandes, pero también casas con encanto, que con un buen trabajo de restauración y reforma pueden dar lugar a maravillas como la que vamos a ver hoy. Se trata de una atractiva casa de campo en Italia, a la que hoy dedicamos nuestro homify 360°

El exterior

Empezamos echando un vistazo a la parte exterior de este proyecto del estudio italiano Ariano Arquitectura. En esta casa se ha tratado de combinar algunos elementos de la casa moderna contemporánea con el aspecto tradicional de una típica casa de campo en el norte de Italia. De esta forma, lo primero que percibimos al acercarnos a ella es como este edificio ha sabido conservar su verdadera alma, sincera y rústica. La propiedad tiene dos grandes pórticos que, como veremos en breve, se han utilizado para crear espacios de vida y cómoda.

El interior

En el interior podemos percibir de inmediato los dos aspectos que componen este proyecto. Por un lado, el mobiliario de la casa, especialmente los de la zona del distribuidor, destila nostalgia y aires vintage a partes iguales, al igual que algunos elementos estructurales, como las vigas de piedra que asoman en el techo. Por otro, algunas soluciones arquitectónicas tienen un sabor a modenidad, como vemos en la puerta corredera de vidrio que separa la cocina del resto de la casa. 

La sala de estar

La sala de estar es una excelente mezcla de lo antiguo y lo nuevo. El pasado está representado por paredes de ladrillo visto, una gran chimenea con elementos decorativos de aires clásicos. En el mobiliario se mezclan elementos tradicionales, como el esparto o el sofá blanco, con detalles sorprendentes, como las mesas auxiliares de brillantes colores. Pero sin duda el elemento con más presencia visual en la sala es la escalera de metal, que como un ente etéreo, tan ligera como resistente, comunica el piso superior con la sala de estar 

Dos niveles

Aunque en la foto anterior se podía intuir, aquí lo vemos en su totalidad: la doble altura de la sala de estar nos muestra un techo impresionante, la estructura interna del edificio que se queda al descubierto para su use y disfrute. Además se consigue también dar una mayor amplitud al espacio, permitiendo que respire, y se le dota de más luz, al aprovechar no solo las ventanas que encontramos en el piso inferior, sino las de la parte de arriba. 

El techo

Desde este punto de vista podemos apreciar la grandeza del trabajo de restauración, que ha conseguido volver a dar vida a la pared con ladrillos vista y a las impresionantes vigas de madera que se han recuperado y brillan con más esplendor que en su origen, puesto que, gracias a haber liberado el piso superior, dejando que vuelque en el salón, se le ha dado un mayor protagonismo. Los diferentes superficies y materiales puros se alternan a lo largo de la casa: en esta imagen podemos ver cómo el suelo de resina es capaz de dar un grado de uniformidad en todos los ambientes, a pesar de que cada uno tiene su estilo y un mobiliario determinado. 

El baño

Entrar en el cuarto de baño es como entrar en un espacio totalmente ajeno al edificio. Aquí se ha dejado atrás cualquier rasgo de la antigua vivienda y nada sugiere que nos encontramos en el interior de una casa de campo. El revestimiento que se ha utilizado para la pared es el mismo que el del suelo y eso, sumado a la elección de un brillante color naranja, nos hace sentir en un espacio futurista y moderno. Pero aquí no se han rendido solo a la estética y la funcionalidad, tan importante en los cuartos de baño, está impresa bajo el lavabo, con una austera pero práctica estantería. 

El dormitorio

El mobiliario del dormitorio es sobrio y sencillo, si exceptuamos la curiosa decoración de la pared frontal. No necesita más, puesto que son las estructuras y, nuevamente, el techo el que se lleva todo el protagonismo de esta habitación de doble altura. 

Un patio interior

Volvemos al exterior para descubrir una de las joyas de esta casa. Bajo el porticado se abre un patio interior, íntimo, tranquilo y muy agradable, perfecto para disfrutar las noches de verano en esa hamaca que le concede cierto aire tropical. El ambiente rústico se ha enfatizado mediante la iluminación adecuada y una vez más, son las estructuras, el techo, la pared de ladrillo, la que se lleva todas las miradas. 

Seguimos hablando de decoración rústica en el libro de ideas Casas con olor a pueblo.

Y tú, ¿eres más de campo o de ciudad?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo rústico de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!