Casas unifamilares de estilo  de Em Paralelo

Una rehabilitación ¡fantástica!

Isabel Rodríguez Isabel Rodríguez

Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de protección de datos y acepto que mi información anterior será procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro
Loading admin actions …

La historia de una casa arranca desde su planificación, cobra vida con su construcción y termina con su ocupación ¿cierto? ¡Error! Las casas ven la luz en épocas determinadas, con necesidades concretas y, con el paso del tiempo, pueden someterse a multitud de cambios y reformas que terminan por convertir el proyecto inicial en un marasmo de adaptaciones y modificaciones difícil de encajar que, a menudo, entra en conflicto con una estética atractiva. 

Eso es precisamente lo que ocurrió en esta vivienda en la que, tras muchas sumas y restas, sus propietarios se encontraron en la necesidad de someter la propiedad a una completa renovación que permitiera volver a dotar su hogar de un espíritu único, un estilo propio que acabara con las notas discordantes. Tras ponerse en manos de un estudio de arquitectura el resultado salta a la vista: una casa moderna y funcional que dejó atrás su aspecto de casa anticuada y llena de elementos que habían perdido su sentido. ¿Listo para conocer a fondo esta transformación?

La fachada

Una imagen vale más que mil palabras y, esta fotografía, ofrece una perspectiva perfecta del espacio que ocupa la fachada tras la remodelación. Pese a tratarse de una construcción tradicional, su aspecto dista mucho de la estética propia de los años 70 y 80. El contraste del techo con la geometría de a construcción le da un punto de originalidad de lo más acertado. La combinación de ambos elementos crea una arquitectura que refuerza el resultado final de la rehabilitación en la que los toques de modernidad se mezclan con la linealidad de los elementos. Igualmente reseñables son los colores elegidos para el exterior de la construcción, un contraste que da el punto de elegancia a la misma aunando todo el complejo arquitectónico bajo el marco de un estilo totalmente renovado.

Aspecto anterior

Pero veamos cuál era el aspecto que mostraba esta vivienda antes de conocer más detalles de su rehabilitación. Como decíamos al inicio de este libro de ideas, a menudo, las casas terminan siendo el resultado de multitud de reformas y, en este caso, el ejemplo no podía ser más ilustrativo. En la imagen podemos apreciar las distintas actuaciones que se habían llevado a caco en la construcción ofreciendo un aspecto desfasado y poco práctico a los propietarios.

A lo largo de los años, las necesidades hicieron que la zona reservada al coche (también añadida) se recuperase como espacio útil de la vivienda, buscando como solución alternativa la sombra ofrecida por un toldo. Desde la fachada también apreciamos una terraza interior acristalada así como piezas de mármol mezcladas con otros materiales en la planta de acceso o unas escaleras de lo más incómodo, todos ellos, elementos que generaban un curioso pero poco estético conjunto, alejado de una estética moderna y armónica.

Esa fue una de las claves del proceso de rehabilitación de esta vivienda en la que se apostó por actualizar su apariencia y buscar la funcionalidad de los espacios creando, entre otras cosas, una zona de aparcamiento más amplia y hasta una cocina exterior.

Modernidad

Como en cualquier obra de arte, el más mínimo detalle puede dar al traste con el resultado final y, por eso, en este proyecto de rehabilitación se cuidaron al máximo los matices. Uno de los puntos que se abordaron fue el pavimento exterior que, aunque probablemente en su día fue una cubierta barata que sirvió para satisfacer las necesidades del momento, había quedado anticuada y amenazaba el éxito de la reforma. Por eso, el pavimento fue sustituido por un revestimiento de granito que, en contraste con el gris oscuro de la fachada, genera un efecto visual arrollador y cargado de modernidad. 

Otra vista de la fachada

La sutileza es otro de las rasgos principales de esta reforma que resultó de lo más eficaz para conseguir una vivienda moderna y funcional. Un único color viste cada elemento de la fachada, desde los muros a los aleros pasando por los canalones, con el único objetivo de armonizar, un reto para el que se sustituyeron además ciertos elementos que habían quedado obsoletos. Por otro lado, un pequeño detalle al pie de la fachada facilita la transición dando el toque de continuidad perfecto. 

Entre los elementos que se sometieron a un profundo cambio de imagen encontramos la puerta o el pavimento exteriores. Un cristal hace ahora las veces de frontera entre el interior y el exterior permitiendo así una mayor interacción entre ambos espacios. Igualmente, las viejas barandillas de los balcones y escaleras han dado paso a un moderno sistema geométrico que, una vez más, refuerza la sensación de armonía del conjunto articulándolo de manera magistral.

Un garaje con encanto

Como veíamos en las imágenes anteriores, la zona de aparcamiento se componía de una parte cubierta y un toldo añadido con posterioridad elementos, todos ellos, que fueron eliminados tras la rehabilitación bajo la premisa de crear un único espacio más amplio. El resultado terminó por ser aún más efectivo de lo planteado actuando además en los alrededores e incluyendo una zona de agua que actúa de espejo y le da un toque de distinción al exterior.

Más detalles

La construcción original ofrecía una conjunción de elementos que poco o nada tienen que ver con una construcción moderna. Tras la actuación, la zona de la terraza se abrió completamente enmarcándola con una cubierta que acompaña hasta el interior. Este techado sirve de nexo de unión entre las zonas recién creadas, cocina y garaje, y la construcción originaria. Las nuevas escaleras abiertas son toda una invitación a descubrir un interior envuelto por unos elementos exteriores elegidos con gusto y elegancia.

Interiores luminosos y minimalistas

Y, por fin, el interior. Traspasados los muros exteriores, el proyecto basó la transformación en incrementar la sensación de amplitud de los espacios mediante el empleo de colores claros y materiales más apropiados para generar un ambiente minimalista y moderno, en el que el brillos y texturas actúan en perfecta sintonía para crear un equilibrio arrebatador. 

Esta rehabilitación transformó por completo el aspecto de la casa. Si quieres conocer más ejemplos, te recomendamos nuestro libro de ideas: La fabulosa transformación de un apartamento anticuado.

¿Qué te parece el resultado final de esta casa rehabilitada?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo  de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!