Piscinas de estilo moderno de Excelencia en Diseño

Una casa con estilo ¡y muy moderna!

Jose María Salas Vallejo Jose María Salas Vallejo
Loading admin actions …

Vamos a conocer una casa diseñada con un gran estilo en la ciudad de Zapopan en México. En un marco donde la naturaleza es desbordante nos hemos encontrado con este proyecto arquitectónico denominado Casa Altavista, el cual ha sido creado por los expertos de Excelencia en Diseño.

Estos profesionales han conseguido proyectar una casa con un gran atractivo para vivir en ella y disfrutarla, tanto por el entorno que es naturaleza pura, como por sus interiores que están llenos de diseños singulares que hacen que la permanencia en la casa sea una experiencia muy agradable y confortable. 

Fachada principal

Casas de estilo moderno de Excelencia en Diseño
Excelencia en Diseño

residencia altavista

Excelencia en Diseño

La fachada principal tiene un retranqueo muy acusado en el lado izquierdo de la misma para servir de aparcamiento cubierto para los dos coches de la casa. En el centro se diseñan dos muros de piedra los cuales enmarcan la puerta de acceso a la casa, el muro del lado izquierdo es más largo y el de la derecha se prolonga hasta el centro de un área ajardinada, sirviendo de límite a la misma .

El espacio entre estos dos muros provoca una perspectiva singular y diferenciadora por la elegancia de su diseño. Los cerramientos se han acabado en color blanco y hacen un marcado contraste con la teja curva de la cubierta que se ha elegido de un intenso color rojo. 

Detalle del muro de piedra

En esta imagen podemos apreciar en detalle la geometría singular del muro de piedra de mayor longitud y mayor altura que el de la derecha. Este muro tiene una altura hasta el borde del alero del aparcamiento cubierto, en cuyo límite se diseñan dos aberturas en el mismo, la inferior nos deja ver la puerta de entrada a la casa y desde la abertura superior el muro crece en altura hasta el final del mismo, con lo cual nos da una imagen de pieza escultórica.

Estos dos muros que dividen las dos alas de la casa son el elemento más singular que se ha diseñado, eligiéndose el acabado en piedra del mismo para crear un contraste acusado con el resto de materiales empleados en la construcción de la casa.

Un aparcamiento cubierto abierto por dos lados

El retranqueo en el cerramiento de la casa alberga el espacio del aparcamiento, el cual está cubierto en su zona superior y abierto en su lado frontal y su lado lateral izquierdo, con lo cual los coches allí estacionados se ven desde el exterior de la casa como un objeto más, al no existir cerramiento o puerta que lo impida.

En el cerramiento exterior de la fachada principal se han diseñado dos puertas exteriores, una que da acceso al interior de la casa y otra que da acceso al área de servicio. El solado del área es de piedra, el cual es una continuidad del solado del área del camino que conduce hasta el aparcamiento, con una rejilla longitudinal para recoger las aguas pluviales en la intersección de ambas áreas.

El comedor y la sala de estar

El comedor y la sala de estar están unificados en el mismo espacio, como es criterio de diseño habitual en este tiempo del siglo XXI. Resaltan las formas geométricas a base de cubos huecos de diversos colores, en los dos paramentos verticales enfrentados, de comedor y sala de estar, que de alguna forman conectan el espacio con sus usos diferenciados.

La mesa del comedor es para ocho comensales y predomina el color blanco con la singularidad de que cuatro comensales tendrán una silla negra. El sofá largo y estrecho es también de color blanco con la nota de color que le dan unos cojines tapizados en negro y beige. En primer plano se diseñan dos pequeños lucernarios con lamas de madera para tamizar la luz natural. Al fondo la naturaleza en estado puro la disfrutamos a través de unas grandes puertas correderas acristaladas. 

Un primer plano del comedor

En este primer plano se observa la mesa del comedor para ocho comensales con la singularidad de que la mesa y cuatro sillas son de color blanco y las otras cuatro sillas son de color negro. Sobre la mesa del comedor se ha situado una lámpara suspendida del techo de diseño clásico, pues en la década de los años 70 y 80, era frecuente verla en los hogares de diseño vanguardista.

Al fondo y sobre un mueble bajo con frontal acabado en color negro, rematado por una encimera y laterales en color blanco, se ven en detalle los cubos huecos anclados individualmente al paramento y sin ningún adorno en su interior, para enfatizar que el adorno en si sea el propio cubo.

El dormitorio principal

En el dormitorio principal lo que destaca a primera vista es el diseño de la cama, el colchón de la misma se sitúa encima de una  plataforma de madera que tiene una altura considerable, apoyando directamente sobre el solado y a su vez sobresaliendo perimetralmente del área ocupada por el colchón, con lo cual el diseño es novedoso totalmente.

En el frontal se sitúa un cabecero acabado en color blanco y que tiene la suficiente anchura como para colocar sobre el mismo o en la abertura longitudinal que tiene practicada, objetos de decoración o los objetos personales que uno se quita cuando va a dormir. Se complementa con las dos columnas-lámparas en los laterales del cabecero, que tienen cuatro esferas de luz artificial que son también de un diseño muy singular.

Una escalera bien diseñada

En la decoración de esta casa se han utilizado las geometrías cúbicas en varios de sus espacios, en este caso son cubos blancos y rojos, cerrados por sus seis caras y anclados a la pared lateral del primer tramo y descansillo de la escalera.

La escalera está diseñada con sus contrahuellas en color blanco y sus huellas acabadas en madera maciza y rematada con una barandilla de vidrio sin pasamanos y anclada al lateral de la losa de hormigón de la escalera. En el arranque de la escalera se sitúa lateralmente a la misma una pequeña área con muchas macetas del mismo tipo de planta y cantos rodados, a modo de complemento decorativo de este espacio.

Un bonito jardín

En la fachada posterior de la casa se encuentra una amplia área ajardinada con césped natural , en la cual se sitúa una piscina de la dimensión justa para darse un chapuzón cuando la meteorología lo permita. Después del chapuzón debe ser una delicia relajarse en la tumbona que tenemos en primer plano.

La casa en esta fachada está abierta a la naturaleza a través de los grandes ventanales que se han proyectado. En el centro de la planta baja se ve un espacio diseñado como un porche, amueblado e iluminado para disfrute de la piscina estando a cubierto de los rayos solares en las horas centrales del día. 

Si quieres conocer otra casa maravillosa te recomendamos esta

Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo rústico de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!