Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de protección de datos y acepto que mi información anterior será procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro

Parqué o laminado, ¿cuál elegimos?

Marisa Alcore Marisa Alcore
Google+
Loading admin actions …

El pavimento es un parte muy importante de nuestro hogar puesto que no solo se trata de un elemento de acabado, sino que además guiará el paisaje interior de nuestras viviendas convirtiéndose en el tapiz donde se apoyarán todas nuestras piezas de mobiliario. Al acceder a cada estancia, los dormitorios, el salón, el comedor, el baño o incluso la cocina, disfrutamos de cada uno de esos detalles que conquistan todos nuestros sentidos y el suelo es un elemento que excita casi todos:

1. Vista. Un suelo bonito, limpio y bien conservado siempre es importante para poder perdernos en los ritmos y patrones que forman las pequeñas piezas y deleitar a nuestros ojos.

2. Oído. Si alguna vez hemos oído hablar del término acústica, sabremos que no solo el grosor sino también los materiales empleados afectan a la forma en que la viaja, permanece y se extiende el sonido dentro de una habitación. Por esto, para evitar escuchar los sonidos no deseados y escuchar con calidad los deseados, el material que empleemos como pavimento influirá radicalmente en esto.  

3. Olfato. Independientemente de que muchos de los suelos huelen a los materiales que empleamos para mantenerlos limpios, cada material tiene un olor particular y precisamente el ed la madera es cálido, acogedor e incluso sensual. 

4. Tacto. ¿Quién no disfruta caminando con los pies deslcazos? Existen pavimentos que invitan a desnudar nuestras extremidades inferiores y disfrutar de su textura, su firmeza y su suavidad. En el caso de la madera, en invierno, se convierte en todo un placer extrasensorial. 

5. Gusto. Bueno, este sentido quizá sea algo más complicado de asociar a un pavimento pero, ¿has oído alguna vez la expresión: está tan limpio que podrías comer del suelo? Por algo se debe de utilizar, ¿no? 

De entre las múltiples opciones que existen en el mercado para pavimentos interiores, hoy en homify hemos elegido escribir de dos muy apropiadas para los meses venideros: el parqué y el laminado. Y con la idea de proporcionaros algunos consejos e ideas sobre estos dos, hemos creado este libro de ideas: para servirte de guía si has decidido cambiar el suelo de tu hogar. 

Consideraciones

Roble Oscuro Medio: Paredes y suelos de estilo  de Pavimentos Arquiservi
Pavimentos Arquiservi

Roble Oscuro Medio

Pavimentos Arquiservi

Lo primero que hay que preguntarse es: ¿qué queremos? Esta decisión no solo debe estar basada en nuestro gusto, sino también en las características de nuestro espacio.

1. El tamaño de la habitación 

2. ¿Cuál es su uso? ¿Se trata del dormitorio, la cocina, la sala de estar, la galería o el baño?

3. Frecuencia de uso y frecuencia con la que la limpiaremos: diariamente, esporádicamente, un par de veces a la semana…  

4. La presencia de agua  y de materiales posiblemente perjudiciales, como detergentes o ácidos.

5. El presupuesto con el que contamos. 

Y, por último, 

6. Los habitantes que harán uso de ella.

Estas son las consideraciones básicas que podrán hacer nuestra decisión más sencilla en el momento de decidirnos por uno u otro, ya que ambos tipos de pavimentos brindan características de durabilidad y mucha belleza, siendo la mayor diferencia entre ambos el precio y la sensación que brindarán a cada una de nuestras estancias. 

Antes de revisar las ventajas e inconvenientes de uno u otro tipo de suelo debemos ser realistas con el estilo de vida de nuestro hogar, es decir, si tenemos mascotas, niños pequeños o simplemente somos muchos viviendo bajo el mismo techo. También es importante considerar la luz natural que incidirá sobre cada habitación o bien la falta de la misma y el calor interior tanto en invierno como en verano, ya que ambas opciones tienen un gran peso a la hora de elegir.  Una vez encontrada  la respuesta a cada una de estas reflexines y preguntas, podemos comenzar a analizar la situación de manera más técnica: el parqué o el pavimento laminado ¿cuál me conviene más?

Laminado

Pino blanco fiordo: Paredes y suelos de estilo  de Pavimentos Arquiservi
Pavimentos Arquiservi

Pino blanco fiordo

Pavimentos Arquiservi

De entre las múltiples opciones que existen en el mercado para pavimentos interiores, hoy en homify hemos elegido escribir de dos muy apropiadas para los meses venideros: el parqué y el laminado. Y con la idea de proporcionaros algunos consejos e ideas sobre estos dos, hemos creado este libro de ideas: para servirte de guía si has decidido cambiar el suelo de tu hogar. 

Lo primero que hay que preguntarse es: ¿qué queremos? Esta decisión no solo debe estar basada en nuestro gusto, sino también en las características de nuestro espacio.

1. El tamaño de la habitación 

2. ¿Cuál es su uso? ¿Se trata del dormitorio, la cocina, la sala de estar, la galería o el baño?

3. Frecuencia de uso y frecuencia con la que la limpiaremos: diariamente, esporádicamente, un par de veces a la semana…  

4. La presencia de agua  y de materiales posiblemente perjudiciales, como detergentes o ácidos.

5. El presupuesto con el que contamos. 

Y, por último, 

6. Los habitantes que harán uso de ella.

Estas son las consideraciones básicas que podrán hacer nuestra decisión más sencilla en el momento de decidirnos por uno u otro, ya que ambos tipos de pavimentos brindan características de durabilidad y mucha belleza, siendo la mayor diferencia entre ambos el precio y la sensación que brindarán a cada una de nuestras estancias. 

Antes de revisar las ventajas e inconvenientes de uno u otro tipo de suelo debemos ser realistas con el estilo de vida de nuestro hogar, es decir, si tenemos mascotas, niños pequeños o simplemente somos muchos viviendo bajo el mismo techo. También es importante considerar la luz natural que incidirá sobre cada habitación o bien la falta de la misma y el calor interior tanto en invierno como en verano, ya que ambas opciones tienen un gran peso a la hora de elegir.  Una vez encontrada  la respuesta a cada una de estas reflexines y preguntas, podemos comenzar a analizar la situación de manera más técnica: el parqué o el pavimento laminado ¿cuál me conviene más?

Parqué

Este tipo de suelo de madera proviene de la tala de árboles por lo que dependiendo de la exoticidad de los mismos tendremos un suelo con unas características y valor determinado. Además de ser más caros, su instalación requiere un mayor cuidado y esfuerzo. Se puede construir a partir de madera de teca, roble, pino, nogal y / o tilo, entre otros, dependiendo del color, dureza y textura que se busque. El bambú se ha vuelto una especie bastante popular en estos últimos tiempos.

Técnicamente, se le denomina parqué a las piezas de madera dura que se colocan una junto a otra formando un patrón determinado; estas piezas pueden ser de diferentes tamaños y formas, acorde a los requisitos del espacio, pero siempre son angulares y de geomtería sencilla. Dada su fabricación a partir de madera natural, este tipo de pavimentos son susceptibles a las rayas y los golpes así como a la pérdida de color por fotodegradación ante la exposición a los rayos UV.

Ventaja del laminado

Paredes y suelos de estilo  de Mosaicnet srl
Mosaicnet srl

Betonwood

Mosaicnet srl

La más obvia es el precio evidentemente, puesto que su coste puede llegar a ser de dos a tres veces más económico que el parqué. Por otro lado, las opciones que presenta el suelo laminado son mucho más variadas que el parqué, ya que su recubrimiento plástico ofrece impresiones con diversos patrones y colores que pueden adaptarse mejor a nuestro estilo personal. Además de que los materiales que lo constituyen hacen que su limpieza y cuidado sean prácticas muy sencillas.

En la misma línea del precio, su instalación es también mucho más fácil que el parqué, por lo que de la misma forma que se coloca puede retirase rápidamente y sin desperfectos; así, si nos aburrimos rápidamente de nuestro diseño y decoración, el suelo no será una nunca más una objeción a tener en cuenta. Sin embargo, lo mejor que nos ofrecen estos pavimentos quizá sea su gran resistencia a las rayas así como al desvanecimiento de colores, además de que no son resbaladizos. Y finalmente, para aquellos a los que nos preocupa y ocupa el medio ambiente, resultará interesante saber que al estar hechos de productos sintéticos salvan árboles. 

¿Loco por el medio ambiente? Este libro de ideas te dará esperanza e información sobre diez diseños de los que cuelga la etiqueta eco

Ventajas del parqué

Paredes y suelos de estilo  de tuttoparquet
tuttoparquet

Slide Floor

tuttoparquet

Ahora bien, si el presupuesto no es un problema, el pavimento de madera es una opción que ofrece un atractivo considerable cualitativo: un olor embriagador que nos brindará sensaciones fascinantes del cerebelo hasta la sinapsis.

El parqué, al ser un material natural, proyecta un aspecto mucho más auténtico, además de una elegancia y sofisticación notables; incluso al gastarse con el tiempo, adquirirá una cierto aspecto que brindará un sentido de antigüedad y rusticidad muy apreciados, y siendo honestos, muchas veces buscados. Además, la madera al ser un buen aislante conserva el calor, por lo que si vivimos en lugares de clima más bien frío, estos suelos conservarán el calor que durante el día absorben y brindarán una cálida sensación que perdurará durante todo el día, pudiéndola sentir sobre las plantas de nuestros pies deslcazos. Finalmente, la madera ofrece cierta dureza y durabilidad que, aunque susceptible a rayas y golpes, puede ser reparada fácilmente mediante el lijado y el refinado de imperfecciones, y por si esto no fuera suficiente, podemos optar por mantenerla lijada solamente o con el tiempo barnizarla, lacarla y hasta pintarla, lo cual nos ofrece diferentes opciones de textura y color que pueden adaptarse a cualquier estilo y diseño.

Inconvenientes del laminado

Dependiendo de el diseño que tengamos en mente, el suelo laminado puede presentar varias desventajas. Su durabilidad, opuestamente al parqué con respecto a las rayas y golpes, es cuestionable particularmente en presencia de agua. Es decir, si ésta entra bajo el laminado, la pieza se ambombará y habrá que quitar gran parte del suelo para poder repararlo; y por otra parte, con el tiempo, quizá el mismo patrón, color y tamaño de la pieza que buscamos ya no se encuentren en el mercado, por lo que tendremos que optar por un diseño similar que, sin embargo, siempre dejará ver una discontinuidad. O bien, re-laminar de nuevo toda la habitación.

Por otro lado, aunque un buen laminado combinado con un mobiliario acorde se ve impecable e incluso la imagen de madera podrá pasar por original y natural, a la larga el laminado da un aspecto plástico por la suavidad al tacto ya que los materiales sintéticos con los que se construye hacen que este tipo de suelos sea  relativamente más suave que la madera natural.

Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo  de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!