Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de protección de datos y acepto que mi información anterior será procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro

Ideas y consejos para reducir la humedad en casa

Isabel Rodríguez Isabel Rodríguez
Loading admin actions …

Al comprar o alquilar una casa, todos hacemos realidad nuestro sueño de construir nuestro particular refugio en el que poder relajarnos y disfrutar de la vida familiar o la intimidad de la soledad. Nuestra casa es, por tanto, un oasis de bienestar, con un mobiliario adaptado a nuestros gustos y con unas condiciones ambientales perfectas y óptimas para nuestra salud. Pero ¿qué ocurre si nuestra casa resulta no ser todo lo que soñamos? ¿qué hacer cuando algo va mal? Es posible que tengas que reparar, corregir o dar solución a diferentes problemas. La realidad a menudo no se corresponde con lo que imaginábamos y, hoy en día, muchos hogares han de enfrentarse a un contratiempo habitual: la humedad en su interior. 

Para conocer un poco más al respecto te diremos que un contenido demasiado alto de humedad, así como una muy baja, puede conducir a problemas de salud. El rango óptimo es entre el 40 y el 55%, pero hay diferentes factores que pueden trabajar en tu contra. Componentes estructurales de baja calidad o un recalentamiento excesivo pueden elevar o reducir la humedad atmosférica hasta el punto de causar daños estructurales en paredes o techos y hacer que comiencen los problemas.

En este libro de ideas te contamos todo lo que necesitas saber para hacer frente a una elevada humedad en el hogar. Una humedad excesiva puede resultar perjudicial para la salud debido a que facilita el desarrollo y la proliferación de moho y ácaros, causando problemas respiratorios, alérgicos o ataques de asma. También es un problema para los muebles y objetos de la casa en sí, porque una humedad demasiado alta puede dañar o destruir gradualmente libros, muebles, ropa y facilitar la aparición de moho en las paredes y techos, dando como resultado un daño irreparable para los recubrimientos. En cualquier caso, la prevención es la mejor solución para este problema así que ¿listo para conocer algunas de las medidas que deben tomarse para reducir los niveles de humedad en la casa?.

Materiales de aislamiento

Casas de estilo  de RenoBuild Algarve
RenoBuild Algarve

Isolamento Térmico pelo exterior

RenoBuild Algarve

La mejor arma para mantener la humedad bajo control en casa es el aislamiento. Es algo esencial para evitar que la humedad penetre desde el exterior pero también evita la dispersión del clima interior, esto es, los efectos del aire acondicionado o de la calefacción, al tiempo que aumenta el ahorro de energía.

En la actualidad existen en el mercado una serie de materiales aislantes que permiten que no resulte esencial implantarlos en las paredes. Su instalación puede hacerse fácilmente en la capa externa, sin tener que llevar a cabo costosas reformas o acciones invasoras. Este es el sistema utilizado por la firma Ronobuild Algarve.

Si no estás en condiciones de acometer una instalación más duradera, puedes optar por sellar la casa temporalmente con tiras cubiertas de fibra de vidrio para la superficie inferior del techo, o aislante a lo largo de las rendijas de la puerta. El empleo de alfombras y moquetas resulta también muy práctico ya que son capaces de lograr un aislamiento eficiente y agradable.

Puedes encontrar más ideas para llevar a cabo un uso eficiente de la energía en nuestro artículo: Eficiencia energética – ¡Mejora la envolvente de tu casa!

Instala sistemas de ventilación

Un remedio extremadamente importante para controlar el exceso de humedad, es emplear una ventilación adecuada de los distintos ambientes de la casa. Esto se puede obtener de una manera natural o artificial. Puertas, ventanas, chimeneas o conductos de ventilación servirán para llevar a cabo una ventilación natural mientras que, en el caso de que sea necesario optar por la artificial, podrás conseguirlo mediante el empleo de ventiladores o acondicionadores de aire.

En las zonas donde la afluencia de humedad es mayor, como el cuarto de baño o la cocina, la ventilación debe ser particularmente eficaz para eliminar la mayor parte del vapor de agua producido, sobre todo si no hay ninguna ventana al exterior. En estos casos, es importante para evaluar la cantidad de humedad, por ejemplo, la observación de las ventanas y las superficies frías de piedra o metal. Si hay un poco de condensación conviene drenar estos espacios mediante la instalación de una campana (para cocinar), o un sistema de ventilación de escape (para el baño).

En la imagen superior se puede ver que los diseñadores de TIL The End Studio han resuelto el problema de la posible aparición de manchas de moho con la instalación de un buen sistema de extracción de aire.

Coloca plantas en casa pero elige las correctas

Oficinas y Tiendas de estilo  de euflora Begrünungskonzepte
euflora Begrünungskonzepte

Sansvieria zeylanica im Fensterbankgefäß aus Edelstahl

euflora Begrünungskonzepte

Que las plantas aportan un toque de belleza al hogar es un hecho además de un placer para los sentidos decorar la casa con este tipo de elementos. Nos permiten estar en contacto con el medio natural creando una especie de oasis. Pero también es por todos conocido que las plantas, debido al proceso de la fotosíntesis, liberan vapor de agua y esto podría ser contraproducente en un hogar donde el exceso de humedad es un problema.

¡Calma! No es necesario desterrar tus maravillosas plantas aunque si que conviene que las elijas y dispongas de manera que la humedad producida por la vegetación así como el riego de las mismas pueda ir hacia el exterior. Una ventana o una ubicación próxima a algún sistema de ventilación puede mitigar el problema. Si no te queda más remedio y has de reemplazar las plantas de tu hogar, tómate tu tiempo. Elige aquellas que más se adapten al entorno de tu casa, especies que tengan poca necesidad de ser regadas como, por ejemplo, algunas herbáceas o el árbol de jade que crece bien en suelos secos. A la larga, buscar y seleccionar con cuidado las plantas adecuadas para tu hogar te ahorrará quebraderos de cabeza.

Instala sensores de humedad

Para resolver el problema del exceso de humedad es aconsejable mantenerla bajo control con cierta precisión. El método más seguro es instalar sensores de humedad dentro de la casa. Se pueden integrar con el aire acondicionado, o incluso con el deshumidificador, que se activa cuando la humedad alcanza niveles críticos.

Si no te resulta posible acometer una intervención de estas características puedes utilizar higrómetros o instalar termómetros con indicadores de humedad relativa. Son equipos menos costosos y pueden ser una opción viable para integrarse más fácilmente con el estilo de la casa y la decoración.

Utiliza sistemas de aire acondicionado

Para controlar la humedad en el hogar, muchas personas usan un deshumidificador común. Sin embargo, el sistema de aire acondicionado también posibilita ese control drenando la humedad del interior.

Hoy en día existen varios tipos de aparatos de aire acondicionado en el mercado, que ya incluyen un sistema de calefacción y deshumidificación. Se trata pues de sistemas que combinan las funciones de control climático, mediante la regulación de la temperatura y la humedad en un solo dispositivo, algo que podría traducirse en un ahorro en la factura eléctrica.

Crea soluciones naturales

Las soluciones naturales son siempre la mejor y más eficaz opción cuando se trata de reducir el nivel de humedad de la casa. Estos se basan en la explotación clásica de las ventanas, que no solo ayudan a controlar la humedad, sino que también son muy buenos para dejar entrar la luz del sol, además de mejorar significativamente el estilo de tu hogar.

Si estás preparando la construcción de tu casa, lo mejor es que te pongas en manos de arquitectos profesionales antes de invertir en los accesorios. Es muy posible que ahorres dinero y puedas cubrir los costes a medio plazo, por ejemplo, haciendo una ventana evitando el desperdicio de energía y la necesidad de instalar un extractor de aire. No obstante, estas y otras ideas deberás recopilarlas en la etapa de diseño, antes de la construcción, de manera que te permitan obtener resultados óptimos con una arquitectura inteligente.

El vivir en una casa con un nivel óptimo de humedad interna, significa vivir en un ambiente sano y relajante. 

¿Conoces más trucos para reducir la humedad en casa?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo  de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!