Cocinas de estilo moderno de Perfect Stays

​8 trucos para que tu casa se vea mucho más limpia

Armando Cerra Armando Cerra
Loading admin actions …

El orden y la limpieza hacen que una casa sea más confortable, tanto para los que la habitan, como para quiénes la visitan. Por otra parte, lo cierto es que las casas en el día a día se van ensuciando, entra polvo, dejamos prendas aquí o allá,  movemos muebles y objetos, etc.

Salvo que esas una de esas personas maniáticas que van todo el día con el plumero en el bolsillo, esos pequeños desórdenes y suciedades las comprendes y aceptas. No obstante, te vamos a dar unas sencillas claves para que tu casa siempre parezca mucho más limpia de lo que está en realidad.

1. Ojo a los imanes de la nevera

Nadie duda que los imanes de la nevera sean muy prácticos, y lo son en varios sentidos. Por un lado tienen su funcionalidad como útiles notas recordatorias. Por otro lado poseen su valor sentimental para colocar allí imágenes de nuestros viajes y familia. Y por último, también puede ser una improvisada galería de arte para vuestros hijos.

No os proponemos renunciar a los imanes de nevera, con sus mensajes, fotos o dibujos. Todo lo contrario, pero sí a hacer una limpia de vez en cuanto. Lo que es entrañable puede convertirse en un nido de papel y polvo, que acabe en el suelo cada vez que abrimos el frigo.

2. Sin abusar de la luz

Este truco lo aprenden los diseñadores de interiores en los primeros meses de formación. Se trata de que no haya una luz excesivamente plana y cuantiosa que deje a la vista las imperfecciones del mobiliario y paredes, o cualquier rincón y elemento por el que no hemos pasado el paño y la mopa.

La idea está clara, colocar la luz de forma estratégica y con un carácter muy cálido, que ayude a la idea de confort y buena acogida, pero que no muestre todo, y mucho menos lo que no queremos que se vea a primera vista, llamando más de la cuenta la atención de nuestros invitados.

3. Plantas de plástico, una mala opción

Tal vez creas que una planta falsa es mucho mejor, ya que su mantenimiento es más sencillo, en realidad como el de cualquier otro objeto, y su aspecto no es mutable. Y sin embargo, una planta de plástico puede llegar a ser uno de esos elementos que delatan la regularidad de nuestras faenas de limpieza. Sí. Pueden ser un excelente lugar para acumular polvo. Por otra parte, las muchísimas opciones para colocar plantas de interior en nuestra vivienda, es una interesante invitación a incorporar un poco más de vida a nuestro mobiliario y decoración.

4. La importancia de los elementos de almacenamiento

Quién tiene niños, lo sabe.  Y quién no, lo supone. Puede costarles menos hacer los deberes del cole que acostumbrarlos a que guardne todos sus juguetes, ropa  y cuadernos en los distintos armarios, cajones o baúles. Y sin embargo es una lección mucho más importante de aprender.

La limpieza y el orden en cualquier dormitorio infantil, y también juvenil, es una auténtica batalla cotidiana, que es mucho más vencer cuando se cuentan con armas como los estantes para los libros, los cestos para la ropa o los arcones para los juguetes.

5. Ventajas y desventajas de un espejo

Los espejos en cualquier habitación de la casa puede ser una herramienta perfecta para que nuestra vivienda parezca más amplia, más luminosa y más agradable. Es indudable ese valor ventajoso que nos puede proporcionar un espejo, tanto por su ubicación como por sus formas. 

Sin embargo, esa cualidad de reflejar el espacio y la luz puede mostrar lo que no queremos que se vea. Es decir, la singularidad de un espejo obliga a que antes de ubicarlo comprobemos los diferentes puntos de vista que nos ofrece, y desde luego que tengamos muy en cuenta su relación con la iluminación de esa habitación. En primer lugar para evitar deslumbramientos y en segundo para no darle luz a lo que nos gustaría dejar a la sombra.

6. Cuidado con los cables

Tanto por motivos estéticos como por seguridad no es bueno dejar muchos cables a la vista, y mucho menos con una apariencia caótica, que transmite nuestra dejadez. Es imposible que hoy en día no abunden los cables en una casas en las que cada vez tenemos más electrodomésticos y tecnología. Sin embargo, hemos de procurar que los cables, sean de la luz, de la antena de la tele, los altavoces, cables de datos, el teléfono, etc, queden ocultos. Pero además con un fácil acceso para las averías y desde luego ordenados.

Lo contrario, o sea, dejar a la vista muchos cables y amontonados queda feo, es un foco de polvo y además los niños e incluso las mascotas pueden sufrir un accidente, dañino para ellos y también para los aparatos.

7. Guardar la ropa

Armarios, percheros, baúles, muebles zapateros, sinfoniers, cómodas, y los más privilegiados grandes vestidores. Todo esto es imprescindible para guardar nuestra ropa y calzado. Lógicamente cada uno dispondrá de tantos útiles y muebles de almacenamiento como cantidad de vestuario posea. El objetivo es que solo quede a la vista la ropa que llevamos puesta, tal vez el abrigo de uso cotidiano en el recibidor y alguna de las prendas que nos ponemos al estar en casa. El resto debería estar en su percha o cajón correspondiente. Todo lo que no sea así, siempre da una idea de desorden, y el siguiente paso es la suciedad.   La primera impresión del recibidor y el pasillo Nos lo indica su nombre, el lugar donde se recibe a los invitados y el lugar de paso. O sea, lo primero que ve cualquier persona que llega a casa, y por lo tanto los espacios donde recibe esa primera impresión. Y no nos engañemos, si esas primeras sensaciones son negativas, ya es muy difícil cambiar esa idea. Por eso, es importante tener esos espacios limpios y organizados con un criterio de funcionalidad, o sea que solo aparezca allí lo que usamos al salir de casa. No deben quedar allí a la vista todos nuestros abrigos y nuestra colección de zapatos.

8. La primera impresión del recibidor y el pasillo

Nos lo indica su nombre: el lugar donde se recibe a los invitados y el lugar de paso. O sea, lo primero que ve cualquier persona que llega a casa, y por lo tanto los espacios donde recibe esa primera impresión. Y no nos engañemos, (pensar en vosotros como invitados), si esas primeras sensaciones son negativas, ya es muy difícil cambiar esa idea. Por eso, es importante tener esos espacios limpios y organizados con un criterio de funcionalidad, o sea que solo aparezca allí lo que usamos al salir de casa. No deben quedar allí a la vista todos nuestros abrigos y nuestra colección de zapatos.

¿Qué trucos de limpieza y de orden usas tú?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo rústico de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

Solicita tu consulta gratis

¡Encuentra inspiración para tu hogar!