Ya es hora: Tira estas cosas ¡YA!

Juan Pedro Chuet-Missé Juan Pedro Chuet-Missé
Loading admin actions …

Muchas gente prefiere que sea al inicio del año, y otros en coincidencia con la fiesta de San Juan, para quemar en una hoguera todo aquello que no se quiere usar más en la casa.

Pero en realidad no hay una fecha propicia para emprender una limpieza a fondo y quitar del medio una multitud de objetos, muebles y artículos que están en desuso, molestan, han pasado de moda o ya no tienen utilidad.

O quizás, no hace falta ser tan drásticos en tirarlos a la basura, y se les puede dar otro destino, como son los talleres especializados en reciclaje, las organizaciones que reciben donaciones de ropa y muebles, y las tiendas de segunda mano.

Pero la idea es emprender una búsqueda de objetos inservibles, y de paso, renovar el mobiliario y despejar los espacios de la casa.

Cepillo de dientes y elementos de higiene

¿Cuándo debe cambiarse el cepillo de dientes? Causa un poco de escozor saber que cada cepillo puede albergar hasta un millón de bacterias. Claro, su campo de trabajo son las encías y dientes, que es un campo de cultivo de bacterias. Pero los días pasan y no reparamos en que este elemento de higiene tiene que ser renovado, al menos, cada 20 o 30 días, y no hay que esperar a que ya sea un amasijo de cerdas de plástico que dan una ligera fricción más que limpiar como Dios manda.
En el baño, vamos a encontrar varios objetos que también tienen que renovarse periódicamente, como los peines y cepillos para el pelo, así como los guantes, esponjas y manoplas que se usan para limpiar el cuerpo en la ducha.

Zapatos y prendas de vestir

Vestíbulos, pasillos y escaleras de estilo  de My Italian Living
My Italian Living

'Minima' Contemporary hallway shoe storage with bench by Birex

My Italian Living

Cuando llegan los días suaves de la primavera y es hora de guardar las chaquetas y los pesados jerseys del invierno, es momento de desplegar todo el guardarropa en la cama o en el sofá, y decidirse a separar todo aquello que esté muy desgastado, lo que consideremos que ha pasado de moda, o que ya no va con la talla.

Esto, cabe advertir, no hay que tirarlo en los contenedores de basura. Hay contenedores especiales, generalmente de colores verde o naranja, que reciben estas prendas. Otra alternativa es llevarlas a alguna iglesia u organización de caridad, que se encargará de clasificarla y darle una segunda oportunidad a personas sin recursos.

Pero de esta forma, nuestro guardarropa o, en todo caso, el vestidor, ganará en amplitud con más espacio disponible… hasta que lleguen las rebajas.

Elementos de limpieza de la cocina

Cocina de estilo  de Kenny&Mason
Kenny&Mason

Kenny&Mason Kitchens

Kenny&Mason

Los trapos de tela que se suelen usar en la cocina tienen que ser limpiados, por lo menos, cada semana. Como cualquier prenda, se los debe poner en la lavadora, pero dado que siempre están en contacto con grasas, salsas y otros elementos que ensucian la cocina, se los debe lavar sin entrar en contacto con las prendas de vestir, y se les debe pasar un rociador quitamanchas o antigrasas.

Pero el uso frecuente de estos trapos hacen que, a la larga, haya que tirarlos a la basura al cabo de pocos meses. Recordemos que tampoco son tan caros, por un par de euros se pueden comprar sets de tres o cuatro trapos.

Lo mismo sucede con las esponjas de metal y los salvauñas: no hace falta que ya estén desmenuzados para reemplazarlos por otros nuevos, conviene cambiarlos por nuevas unidades cada cinco o seis semanas.

Así, podremos ganar en una auténtica limpieza y tener una cocina tan elegante como esta idea de Kenny & Manson.

Periódicos y revistas

¿Que el saber no ocupa lugar? Pues cabría decírselo a esas personas que recolectan revistas y recortes de periódico. Teniendo en cuenta que todo este material también se encuentra en versión electrónica por Internet, cabe preguntarse hasta qué punto vale la pena guardar revistas que tienen más de un año de antigüedad.

Con los libros uno tiene un poco más de cariño, pero tampoco es mala idea que cada tanto se revise la biblioteca, y aquellos volúmenes que sabemos que nunca más volveremos a tocar sean donados a una biblioteca escolar o vecinal.

Maquillaje, alimentos y medicinas caducados

Uno tiene un problema de salud, compra un remedio, y a la que se recupera, ahí queda el frasco con la mitad del jarabe o varios antibióticos sin usar. Y pasa el tiempo, y estos medicamentos quedan en el olvido. Por ello, cada tanto conviene revisar el botiquín y tirar todo lo que ha quedado caducado, y a lo sumo, apuntar en una lista qué medicamentos se guardan, cuál es su fecha de vencimiento y para qué sirven.

Con los alimentos envasados, también hay que revisar en las alacenas que no hayan pasado su fecha de consumo, y con los maquillajes, además de estar atentos a su caducidad, también cabe apartar aquellos que no se usarán porque las modas cambian, y la cosmética la acompaña.

Toallas viejas y ropa de cama

Baños de estilo moderno de Marike
Marike

Maatwerk eiken planken Marike

Marike

Las toallas se usan todos los días, sea para las manos o para el cuerpo tras la ducha. Al menos cada 10 o 15 días hay que lavarlas, pero con el paso de los meses, también hay que destinarlas a mejor vida, porque terminan siendo un reservorio de bacterias. En algunos casos, se las puede trocear para convertirlas en trapos de limpieza.

Lo mismo sucede con la ropa de cama: por más que se cambien todas las semanas y luego se laven, su uso va desgastando la tela y se termina convirtiendo en una capa textil demasiado fina para ser usada. Es hora de pasarla a retiro.

Pilas, baterías y lámparas

Dormitorios de estilo industrial de BMIX

Aquí la vida útil es más fácil de detectar: cuando una pila o lámpara agota su existencia, deja de funcionar. Pero son, sobre todo en el caso de las primeras, altamente contaminantes. Si encontramos una pila o batería sulfatada, hay que quitarla cuidadosamente con guantes o papeles, y evitar que tomen contacto con la piel. Y se deben tirar en contenedores especiales, así como las bombillas y los tubos fluorescentes: estos no van de ninguna manera en los contenedores de vidrio.

Vieja tecnología

Salones de estilo  de MD House

Cada dos o tres años cambiamos de móvil, ¿y que hacemos con el viejo? ¿Termina guardado en un cajón “por las dudas”? Además del riesgo de tener una batería, -que es muy contaminante- en un lugar cerrado por tanto tiempo, estamos juntando elementos tecnológicos que no volveremos a usar. Conviene llevarlos a tiendas de segunda mano que, por lo menos, nos darán un dinero por ello.

También es posible que estemos muy a gusto con ese equipo de tocadiscos o el televisor que tiene más de 10 años, pero los tiempos cambian, los electrodomésticos bajan de precio cada década, y cada tanto conviene cambiarlos para adaptarlos a las nuevas tecnologías: altavoces que funcionan con Bluetooth o wifi, televisores que se conectan a internet o al móvil, y equipos de audio que enlazan con la tableta para convertir al salón en un centro multimedia.

¿Crees que es hora de revisar y ordenar a fondo tu casa? ¿De cuáles cosas deberías desprenderte?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo rústico de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!