Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de protección de datos y acepto que mi información anterior será procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro

Barato y moderno: ¡6 materiales para construir tu casa!

Isabel Rodríguez Isabel Rodríguez
Loading admin actions …

Una de las claves de la evolución en los sistemas constructivos es, sin ningún género de duda, la aparición de nuevos materiales. El mercado se reinventa y, en la actualidad, la edificación de casas de bajo coste pero excelente calidad es una posible gracias a la existencia de materiales probadamente calificados para el uso que se le da en la construcción actual.

Por poner algunos ejemplos, hace apenas unos años, al hablar de suelos de cemento, enseguida se vinculaba este tipo de opciones con familias de recursos limitados mientras que, en nuestros días, el uso de este material está a la orden del día vistiendo edificios modernos con la calidad, diseño y estilo de las grandes ciudades. Lo mismo ocurre con los bloques de hormigón, que hoy se dejan a la vista para sorprender con unos resultados impensables hace algún tiempo. Por su parte, las estructuras de acero UPN se han reivindicado desde hace más tiempo y no resulta extraño impresionarse con los grandes rascacielos de diseños atrevidos a los que su estructura sirve de base.

En este libro de ideas, encontrarás todo lo que necesitas saber sobre estos materiales económicos para construir casas de ensueño… . ¡No pierdas detalle!

1. Bloques de hormigón visto

Casas de estilo  de Revah Arqs
Revah Arqs

Habitación con terraza volada. Muros de concreto aparente entintado

Revah Arqs

El primero de los protagonistas de nuestro repaso por los diferentes materiales tiene su origen a mediados del siglo pasado. Los bloques de hormigón o ladrillo de cemento, utilizados habitualmente en paredes exteriores divisorias e, incluso, en muros de carga, son piezas modulares premoldeados empleadas principalmente para la construcción de diferentes tipos de paredes. ¿La fórmula 'mágica'? Sencilla: arena, piedra partida, cemento Portland clase 1 y agua limpia. No obstante, hay que estar muy pendiente durante su elaboración para dar el toque justo de resistencia y calidad a cada una de estas piezas que cuentan con un largo estándar de 40 cm y un ancho que puede variar de 10 centímetros, 15 centímetros o 20 centímetros, siendo la medida a elegir la que mejor se ajuste a la pared en la que se vaya a colocar. 

Una de las características principales de este tipo de material es su poder como aislante térmico ya que es capaz de almacenar calor durante épocas de elevadas temperaturas e ir liberándolo cuando los termómetros caen. Además resulta económico y permite realizar proyectos y construcciones de casas reduciendo notablemente los costes. Utiliza en la construcción de tu hogar este material para una pared exterior bien trabajada y conseguirás una terminación con unas texturas muy interesantes, ahorrándote los costes adicionales de acabado final y pintura.

2. Estructura de acero

Casas de estilo  de Boué Arquitectos
Boué Arquitectos

Casa Ixtapan de la Sal – Boué Arquitectos

Boué Arquitectos

La UPN estructura de acero es de rápido montaje, uno de los motivos que implica una reducción de los costes si te decantas por este material. Otra de las peculiaridades que presenta es que se pueden preparar y cortar en taller (en función del volumen de la construcción), haciendo únicamente el montaje en obra. Las especificaciones del proyecto estructural marcarán el perfil más adecuado para estas estructuras cuyo acabado permite que pueda quedar a la vista dándole, sencillamente, pintura anticorrosiva y posteriormente pintura del color que elija el propietario de la casa y el arquitecto. Se trata además de un material duradero y resistente entre cuyas propiedades se cuentan además su forma o perfil, peso, particularidades y composición química del material con que fue hecho cada elemento.

En esta casa, obra de la firma Boué Arquitectos, se observa a la perfección cómo la estructura de acero está a la vista elegantemente pintada de negro, un color que combina con todo adaptándose a cualquier tipo de ambiente.

3. Suelo de cemento pulido

Su fácil y rápida construcción han hecho del suelo de cemento pulido con un acabado liso uno de los más económicos del mercado. Los interiores de los hogares y los edificios con un importante volumen de tráfico son los escenarios preferidos en los que se está apostando por este material que, con frecuencia, podemos ver en diseños modernos y elegantes. Toda una nueva moda en las construcciones contemporáneas. 

La durabilidad (con una garantía de hasta 10 años), la resistencia (aumenta esta cualidad hasta duplicarse una vez pulida la superficie), mantenimiento mínimo así como la sencillez para realizar arreglos o modificaciones después de construido son las principales ventajas de este tipo de material.

4. Los techos de zinc

A través de su minería local, México es uno de los países productores de este material de cobertura para techos, un metal blanco azulado que podemos encontrar en la naturaleza como óxido de zinc, emplead como capa protectora o galvanizador para el hierro y el acero. 

No obstante, para poder ser empleado en techos, se diseña y comercializa dándole forma de láminas livianas que puedan ser sostenidas por algún tipo de estructura de madera o metal. Además de aceptar menores pendientes (siempre en función de las condiciones atmosféricas del lugar en el que se construya), los materiales de la cubierta de zinc ha de ser livianos. 

Este tipo de cubiertas son populares por lo reducido de su precio en comparación con otro tipo de materiales, así como por sus indiscutibles ventajas constructivas y, cómo no, económicas. Sin embargo, se trata de un excelente conductor del calor por lo que, este tipo de material no resulta el más adecuado para los climas cálidos y húmedos. No obstante, este pequeño hándicap siempre puede solucionarse construyendo una cámara de aire, que haga las veces de aislante del calor hacia el interior de la casa. 

Su reducido coste te permitirá, por ejemplo, diseñar un falso techo que te sirva como cámara de aire, un detalle adicional de diseño y estilo que le dará a tu casa un toque de personalidad.

5. Usando Drywall

Planchas de yeso y una estructura de acero galvanizado son los dos componentes básicos del sistema que te presentamos a continuación: el Drywall. Se trata de una construcción de fácil montaje, principalmente empleada para la fabricación de paredes intermedias en casas y apartamentos. El proceso es sencillo: 

1. Se corta dos perfiles (eligiendo el largo adecuado) que se fijarán: uno al techo y otro al suelo respetando estar alineados y nivelados perfectamente. 

2. A partir de estas guías es necesario construir un marco con perfiles en sentido vertical y horizontal. 

3. A continuación fijamos las láminas de yeso por una de las caras empleando para ello los tornillos apropiados. 

4. Rellenamos el marco con material aislante: térmico y acústico. 

5. Colocamos por la otra cara las láminas de yeso cerrando el tabique construido. 

6. Sellamos las juntas con cintas de papel especiales para ello, se fija y terminamos su acabado que queda perfectamente liso.

Además de la sencillez en el proceso de instalación, este sistema tiene multitud de ventajas como sus propiedades anti sísmicas mejores que las construcciones tradicionales, es barato, rápido de instalar, grácil, resistente al fuego, aislante térmico y acústico. ¡Toda un descubrimiento si estás pensando en remodelar tu casa haciendo una pared que no te quite espacio!

6. Tableros OSB

Cuando hablamos de tableros OSB (Oriented Strand Board) estamos haciendo referencia a un panel derivado de la madera, con propiedades estructurales, muy usado en construcción. En general, se trata de un material que puede fijarse con tornillos, clavos o grapas, cortado manualmente o con sierra eléctrica y que, además, se trabaja como lo haríamos con la madera. 

No obstante, estos tableros han de estar tratados y acondicionados en función del trabajo que se va a realizar, las condiciones de humedad relativa y temperatura donde se apliquen. Es un material especialmente empleado en suelos y paredes que aprovechan su agradable y singular acabado para crear interiores acogedores ya que sus caras se pueden usar en las condiciones en que se suministra con diferentes diseños y colores. Su resistencia a la humedad y al uso así como su atractivo precio en relación a los beneficios que aporta a la construcción lo convierten en una opción más que recomendable

Si quieres encontrar más inspiración para dar con el material perfecto para ti, te recomendamos que eches un vistazo a nuestro libro de ideas: Diseña tu hogar con materiales 100% naturales.

¿Cuál es el material que más te ha seducido?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo  de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!