La elegancia como clave en la reforma de un apartamento

homify.es homify.es
Google+
Loading admin actions …

Hoy te llevamos hasta Amsterdam para invitarte a conocer los interiores de una casa tradicional. Esta vivienda ha sido recientemente redecorada. Los profesionales de Binnenvorm trabajaron para recuperar el estilo de los años 20 e integrar los interiores de la construcción con los exteriores. Para conseguirlo, echaron mano de conceptos sólidos e innovadores, peor siempre teniendo muy presente que el objetivo era mantener intacto el espíritu original de la vivienda por sus características históricas. 

Te aseguramos que el viaje será muy interesante. Empezamos el recorrido:

Por fuera

Comenzamos el recorrido desde el exterior. Los ladrillos, la forma de las ventanas, el final en punta de los tejados… Desde el principio vemos que la vivienda que nos ocupa hoy mantiene las características de las viviendas típicas de los Países Bajos.


El comedor

La abundante luz natural es la clave en un comedor por encima de todo elegante. Las grandes ventanas de estilo francés facilitan la comunicación con los espacios exteriores, algo muy necesario teniendo en cuenta las pocas horas de luz con las que esta ciudad cuenta en invierno. Hablando de estaciones frías, la chimenea se esconde y pasa casi desapercibida empotrada en la pared. 

La cocina: toma uno

Desde esta perspectiva apreciamos bien los armarios en negro con los electrodomésticos incorporados. La superficie de la isla de cocina es de acero inoxidable y su color, junto con las lámparas y el acabado de los electrodomésticos que acabamos de nombrar crean un juego de contrastes muy interesante. El minimalismo en su versión más elegante. 

Un salón hogareño

El salón continua con la línea general de la casa. Los elementos en negro combinados con paredes blancas crean un contraste armonioso gracias a las tonalidades intermedias que aportan los complementos. La chimenea destaca aquí especialmente, una pieza original de la vivienda que con mucho gusto han conseguido traer hasta el siglo XXI. 

El encanto del jardín de invierno

En algunos países centroeuropeos los miradores o también llamados jardines de inviernos son espacios con los que cuentan muchas viviendas. El frío de estas zonas hace que los balcones a los que estamos acostumbrados no valgan de mucho durante la mayor parte del año, al cerrarlos se convierten en una estancia más de la casa y sus grandes ventanales consiguen que los inquilinos se sientan casi como en el exterior. En esta vivienda se optó por un diseño tropical para dar vida a este espacio. Los tonos verdes se mezclan con el gris oscuro de manera muy apropiada. 

Un cuarto de baño sin estrecheces

Terminamos el recorrido en el cuarto de baño. Es un espacio amplio con una ducha doble de mampara transparente que ayuda a que la pieza no se vea pesada en la estancia. Los colores crudos inundan la habitación, el gris oscuro que veíamos en toda la vivienda se encuentra aquí solamente en el banco bajo la ventana. 

Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo rústico de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!