Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de protección de datos y acepto que mi información anterior será procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro

Sobresaliente transformación de una casa anticuada

Marisa Alcore Marisa Alcore
Google+
Loading admin actions …

En uno de los mejores barrios residenciales de Sonora, en México, el arquitecto Juan Luis Fernández fue elegido para llevar a cabo la reforma exterior e interior de una vivienda unifamiliar de marcado diseño moderno. El desafío era complicado: la casa debía mantener su esencia, pero ganar funcionalidad y adaptarse a las nuevas necesidades y realidades de sus propietarios. Para ello era necesario un proyecto complejo que estudiara el pasado de la edificación y lo respetara, extendiéndose más allá de sus fachadas y tomando en consideración al jardín. Conocemos a través de esta selección de imágenes el antes y el después de esta interesante reforma. 

Antes: una fachada en blanco y negro

De proporción horizontal y detalles modernos, la casa presentaba una fachada principal másica y hermética. Tan solo un hueco rasgado de vidrio aligeraba el volumen principal, situado en planta primera. La planta baja retranqueada marcaba el acceso a la casa, al que le precedía un área exterior con vegetación ordenada. Aunque estaba bien mantenida, sus propietarios querían modernizar su estilo. 

Después: una fachada moderna

Los propietarios de la vivienda buscaban modernizar su aspecto, además de ampliar la superficie de sus espacios interiores. Para aunar ambos objetivos, se cerró el espacio exterior en planta baja mediante una fachada de vidrio translúcido que deja escapar la luz. Se mantuvo la anterior composición, intentando que ningún elemento añadido rompiera la horizontalidad. Sin embargo, un muro revestido de piedra remarca la presencia de dos partes diferenciadas. 

Un salón anticuado

El espacio donde tenía lugar el anterior salón era amplio y luminoso. Sus posibilidades eran muchas, pero el estilo de la carpintería y los detalles de la sala estaban anclados en el pasado. Un diseño apropiado podía renovar su estilo y mejorar su funcionalidad, sustituyendo sus materiales y acabados y apostando por una organización diáfana de los espacios. 

La calidez de un salón moderno

Salones de estilo  de Juan Luis Fernández Arquitecto
Juan Luis Fernández Arquitecto

Sala y nueva chimenea de leña

Juan Luis Fernández Arquitecto

Un juego de materiales y texturas instaló una atmósfera sensorial de lo más de interesante en el nuevo salón. Mármol en el pavimento, diferentes revestimientos de piedra en los paramentos verticales, aterciopelados textiles y, por supuesto, cálida madera inundaron el nuevo salón, donde una organización inteligente consiguió optimizar su amplia superficie. Se crearon dos zonas diferenciadas: la sala de estar y el comedor, vinculado con la cocina abierta situada en uno de los extremos. Un elemento horizontal acoge a la chimenea y pone orden a este espacio acogedor y elegante. 

Una cocina dividida

La antigua distribución de la casa respondía a una concepción convencional de dividir los usos. La cocina se encontraba en una habitación independiente al salón, con una escalera que conduce a otros niveles de la casa. Su organización perimetral desaprovechaba su gran superficie y su geometría cuadrada. 

Una cocina abierta

Salón y cocina fueron unificados apostando por estancias diáfanas y circulaciones fluidas. Sin embargo, se mantuvo la privacidad de ambos ambientes gracias al muro de piedra que integra la chimenea, como hemos comentado antes. La nueva distribución de este espacio aprovechó mejor su geometría cuadrada: al centro se colocó una gran mesa de madera; el espacio de cocina quedó limitado al área encerrada por la península de madera, que cambia de función según las necesidades. La escalera se sustituyó por otra más moderna, cuyo diseño ligero encajó a la perfección en el resto del paisaje. 

El antes de la fachada posterior

Terrazas de estilo  de Juan Luis Fernández Arquitecto
Juan Luis Fernández Arquitecto

Patio y Terraza Estado Original

Juan Luis Fernández Arquitecto

En la parte posterior la casa contaba con un porche que servía de acceso al jardín de la casa. Quizá fuera esta fachada la que más desprendía un aire anticuado con formas y materiales poco actuales. Sin embargo, no solo era una cuestión estética: el extenso espacio exterior que rodeaba a la casa podía rediseñarse y albergar nuevos usos. 

Una nueva piscina

Un completo trabajo de restauración consiguió transformar la anterior fachada en una de líneas simples y formas modernas. El nuevo porche perdió los pilares y se convirtió en una terraza cómoda que apoya a los espacios interiores y los conduce al jardín. El extenso plano verde pasó de ser un área vacía a albergar una maravillosa piscina.

Hasta aquí el recorrido por esta espectacular casa aislada. ¿Más proyectos? Te recomendamos: 

Antes y después: la reforma de un chalet

¿Qué opináis del resultado?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo  de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!