Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de protección de datos y acepto que mi información anterior será procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro

¿Cómo diseñar un jardín minimalista?

María Bausán María Bausán
Google+
Loading admin actions …

Todos conocemos a grandes rasgos que se esconde tras el estilo minimalista: líneas limpias, formas simples, colores reducidos y detalles sin pretensiones. Pero si el minimalismo lo sacamos al jardín, entonces se traduce en un espacio de paz y descanso. En los jardines minimalistas se prescinde de los elementos superfluos buscando espacios diáfanos. Visto así, hay quien seguro que piensa que un jardín minimalista es aburrido y un pelín triste, pero no es cierto. En ellos no se prescinde de las plantas ni de los árboles, aunque estas son tan importantes como el resto de los elementos: mobiliario, suelo, etc. 

Descubramos algunas claves de los jardines minimalistas a través de seis exclusivos diseños. 

Menos es más

Menos es más: El lema del estilo minimalista se aplica también al jardín. Aunque para hablar de menos, necesitamos más terreno, ya que los jardines minimalistas destacan sobre todo por sus espacios amplios. 

Pero con respecto a la decoración, especialmente si hablamos de plantas, su uso es sobrio. Nada de setos frondosos, flores multicolores, arbustos silvestres y árboles de gran tamaño: no se ajustan bien al estilo purista del jardín moderno. El minimalismo se centra en unas pocas plantas  que se organizan con precisión para que haya una visión conjunta y coherente del jardín.

Si quieres conocer más sobre la arquitectura minimalista, puedes leer este libro de ideas.

De dentro a fuera

El jardín minimalista es solo una prolongación del interior. Con el fin de lograr una línea continuista de dentro a fuera, se busca eliminar las barreras entre el espacio interior y exterior. Para integrar el jardín en la casa, los grandes ventanales y las puertas de vidrio son la solución perfecta, con la que se puede crear una transición fluida entre el interior y el aire libre.

Formas claras

El deseo de claridad y sencillez domina el lenguaje formal del jardín minimalista. Si nos gustan las curvas opulentas, los detalles ornamentales y las esquinas escondidas y ocultas, los jardines minimalistas no son nuestro estilo. Aquí lo que priman son las formas claras, con parterres que marcan los caminos, patios bien delimitados y un uso reducido de los muebles de exterior, necesarios, sí, pero discretos. 

Materiales nobles

Olvídate de azulejos de colores en nuestro jardín minimalista. En este tipo de jardínes priman los materiales nobles como la madera y la piedra. Además los colores están excluidos, aquí lo que se lleva es la combinación de grises y blancos, sumado al verde imprescindible del jardín. 

Agua

Un importante elemento de relajación de los jardines minimalistas es el agua, cuyo uso crea un ambiente muy especial. Estanques y fuentes, siempre con líneas geométricas, o simplemente un cauce de agua cerca de la zona de descanso pueden proporcionar la tranquilidad que buscamos en el jardín. 

Muebles

Una parte importante para disfrutar de nuestro jardín son los muebles de exterior. En los jardines minimalistas estos se reducen a la mínima expresión, lo que no quiere decir que no deban ser cómodos. Colocarlos junto al estanque o a la fuente de agua ayuda a aumentar la sensación de equilibrio y paz que buscan estos diseños. Para las horas de sol intenso también se pueden instalar pérgolas

Si quieres ver otros diseños de jardines, échale un vistazo a este libro de ideas.

Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo  de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!