Cómo organizar el vestíbulo – 9 ideas

Armando Cerra Armando Cerra
Loading admin actions …

La primera sensación es la que cuenta. Y cuando entramos en nuestra casa, esa primera sensación nos la proporciona el vestíbulo, tanto a nosotros, como a todo aquel que nos visita. Es decir, la primera imagen que se va a llevar de nuestro hogar, y si esta es positiva siempre puede ir a mejor, pero si no es bueno ese primer contacto, luego se hace muy cuesta arriba quitar esa primera idea.

Crear una u otra sensación no tiene nada que ver con el tamaño de nuestro recibidor. El tamaño no importa, lo realmente importante es saber sacarle partido con su decoración, organización y practicidad. Aunque no te lo creas en un vestíbulo podemos generar una atmósfera, por supuesto la más positiva para entrar en casa. Échale ojo a las ideas que aquí te planteamos.

Pasa y siéntate: bancos y butacas

Caprice DECO Wave Colours 20x20: Pasillos y vestíbulos de estilo  de Equipe Ceramicas
Equipe Ceramicas

Caprice DECO Wave Colours 20x20

Equipe Ceramicas

Está claro que un hall es un lugar de paso, pero también de bienvenida. Y desde luego para que las visitas se puedan sentir a gusto desde un primer momento, se les puede invitar a sentarse en un cómodo banco o un butacón dispuesto en el vestíbulo. Sin olvidar, que también hay visitas que no llevamos idea de dejarlas pasar de nuestro recibidor. Por la razón que sea, no vamos a dejarles adentrarse por el resto de habitaciones de nuestro hogar. No obstante, podemos ser muy cordiales con ellos atendiéndoles allí y manteniendo una conversación sentados en un sofá dispuesto exclusivamente para ello.

Los espejos, mucho más que nuestro reflejo

Pasillos y vestíbulos de estilo  de Perfect Stays
Perfect Stays

Gwel an Treth

Perfect Stays

Antes de salir de casa, una última ojeada a nuestro peinado o a ver como nos queda esa nueva chaqueta. Ese toque de vanidad nos lo proporciona la presencia de un espejo en nuestro vestíbulo, haciendo su función más de despedida que de bienvenida. Pero los espejos en este tipo de espacios son algo más. Por regla general, un hall no es especialmente amplio, pero su volumen de una forma mágica se multiplica en nuestra percepción gracias a los reflejos. Y no acaban aquí los beneficios, con una buena relación entre la iluminación y el espejo, nuestros vestíbulos y su decoración son mucho más luminosos y brillas más.

Una mesa en el recibidor

Apartamento turístico RBLA. CATALUNYA  -  Una espacio para disfrutar: Pasillos y vestíbulos de estilo  de Miriam Barrio
Miriam Barrio

Apartamento turístico RBLA. CATALUNYA – Una espacio para disfrutar

Miriam Barrio

Es un clásico, una mesa en el hall. De hecho, hay un modelo de mesa con cajones que se denomina recibidor. Con eso está todo dicho. Allí se guarda todo lo imprescindible: las llaves, los papeles que nos hemos de llevar, la cartera, etc. Los hay muy variados, de aires muy clásico hasta muy modernos que incorporan incluso pizarras para esos recados que no se nos pueden olvidar. Incluso los hay que pueden ser más o menos improvisados (aparentemente). El caso es que este tipo de mueble, más grande o pequeño, no puede faltar en un vestíbulo.

Una alfombra

Dependiendo del tipo de hall que tengamos la presencia de una alfombra puede tener dos funciones diferentes. No hay que engañarse, en un gran vestíbulo una alfombra de amplia superficie y tejido muy elaborado, es más decorativa que funcional. Es decir, está puesta ahí para decir: bienvenido, mira que elegante es mi casa. Imagínate el resto, si en el vestíbulo ya tengo este pedazo de alfombra.

Sin embargo, en viviendas más pequeñas también puede haber alfombras en el recibidor, obviamente más pequeñas, menos ornamentales y más prácticas. Es decir, un buen lugar para descalzarse o para sacudirse un poco las suelas de los zapatos.

El suelo del vestíbulo

Pasillos y vestíbulos de estilo  de Zodiac Design
Zodiac Design

The stairs to the basement

Zodiac Design

Respecto al embaldosado de un recibidor se puede aplicar algo similar a lo dicho para las alfombras. En el caso de grandes vestíbulos, el suelo se convierte en un elemento importante en el aspecto de la sala y por lo tanto transmite uno u otro mensaje a los visitantes. Pero siempre se tiende a impresionar a los recién llegados, y a ser posible de una forma elegante, a partir de un damero de baldosas que siempre han de estar limpias y pulidas, o unos parqués de madera que proporcionan una sensación de buena acogida desde el primer momento.

Estantes y detalles decorativos

Ya hemos hablado de la presencia imprescindible de un mueble recibidor. Dependiendo de la amplitud de este mueble, de su superficie, de su número de cajones e incluso de su aspecto más o menos cerrado, puede haber otros elementos distribuidos por la pared del hall que sirvan para albergar objetos útiles, o solo a modo de decoración. Es una manera muy visual de presentar nuestro hogar, de una forma muy personal, y planteando desde el primero momento que somos personas a los que nos gusta cuidar hasta los más pequeños detalles.

Plantas y flores a modo de bienvenida

Una planta, a veces incluso las artificiales si están bien hechas, son todo un derroche de vida para cualquier estancia de la casa. Siempre suponen una nota estimulante y hermosa, que combina prácticamente todos los estilos decorativos, desde lo más clásico a lo más ecléctico o lo minimalista. Una flor o una planta nunca está de más. Puede ser grande, con un potente macetero, o bien unos sencillos jarrones sobre un aparador. Así o de otras formas, los elementos vegetales son un recurso ideal porque embellecen, se muestran de la forma más natural y literalmente le dan vida al espacio.

Un toque práctico: un mueble zapatero

Hogar de estilo  de IrekHolzArt
IrekHolzArt

Flur Garderobe

IrekHolzArt

Hay muchos países del norte de Europa, donde las normas de educación dicen que al entrar en casa hay que descalzarse. Por eso allí son mucho más habituales los muebles zapateros, donde por supuesto no faltan zapatillas de casa para los visitantes. Si hemos residido en el norte del continente, tal vez volvamos con esa costumbre. O sencillamente queremos hacernos los interesantes después de un viaje y aplicar cierta nota de snobismo a todo aquel que venga a casa, le haremos descalzarse y le ofreceremos unas cómodas alpargatas hogareñas. Si es así, hazlo con gusto. O sea, elige un buen mueble zapatero.

¿Dónde guardar la bici?

Salones de estilo ecléctico de Homology

Al igual que decíamos de los zapatos, también por Europa es muy común desplazarse por la ciudad en bici, y eso es algo que también está muy instaurado en nuestro país. Y todos los ciclistas sabéis el problema que supone guardar la bicicleta en casa, porque lamentablemente hay muchos lugares en los que la opción de la calle ni se contempla. Con el objetivo de que suponga el menor inconveniente posible, hay infinidad de modelos de soportes para bicis en el mercado, como este de la empresa francesa Homology. Y sin duda hay dos lugares de la casa predilectos para colocarlos. Uno son las terrazas, y otro los vestíbulos, para que nuestro vehículo a pedales siempre esté a nuestra disposición al salir de casa.

¿Qué idea crees que da de ti tu vestíbulo?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo rústico de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!