Feliz cumpleaños Antoni Gaudí

Marisa Alcore Marisa Alcore
Google+
Loading admin actions …

Hoy celebramos el 162 aniversario del nacimiento del arquitecto catalán Antoni Gaudí. Con este artículo queremos rendirle un pequeño homenaje a este gran genio del arte, cuya obra rompió moldes gracias a su originalidad. 

 de estilo  de homify

Nacido en Cataluña hace 162 años, en el seno de una familia de caldereros, desde bien pequeño Antoni Gaudí estuvo envuelto en la artesanía, tradición que importó a su trabajo como arquitecto en Barcelona

Su infancia, marcada por un problema reumático, fue algo peculiar. Debido a su enfermedad, Gaudí tuvo que ausentarse de la escuela y pasar largas temporadas en el campo, donde se convirtió en gran observador y amante de la naturaleza, sus formas, colores y geometrías.  

Durante la Revolución Gloriosa de 1868, se traslada a Barcelona para cumplir uno de sus grandes sueños: convertirse en arquitecto y, a pesar de que nunca fue un gran alumno, Gaudí demostró un enorme interés por la filosofía, la estética, la poesía, la historia y la religión. Mientras cursaba sus estudios de arquitectura, colaboró con varios arquitectos e ingenieros de renombre, como Josep Fonserè o Joan Martorell, antes de abordar su primer proyecto en solitario, la Cooperativa Mataronense.

Desde joven, Gaudí fue consciente de que sus ideas en cuestión de arte y arquitectura eran bien distintas a todo lo que se realizaba o se había realizado en el pasado: su obsesión y estudio de la naturaleza le había llevado a conocer sus leyes geométricas y constructivas. De esta manera, Gaudí pretendía continuar con la obra del Creador, convertirse en su cooperador: La originalidad consiste en volver al origen.

Su actividad profesional se desarrolló en Barcelona, ciudad que en esta época se encontraba en pleno auge económico debido al florecimiento de la industria y la burguesía, clase social que se convirtió en mecenas del mordenismo de finales del S XIX. En Cataluña, el modernismo se tiñó  de sentimientos nacionalistas, la Renaixença, que trajo consigo la recuperación de los elementos tradicionales catalanes y del gótico como seña de identidad. 

Sus obras, inspiradas en las formas vivas animales o vegetales, se caracterizan por sus formas orgánicas y el uso de materiales como piedra, vidrio, cerámica y hierro forjado. Para Gaudí la arquitectura era más que una simple disciplina, era un arte integrador y simbólico.  

En 1883 recibe su mayor encargo: continuar con las obras de la Sagrada Familia, obra que simultaneó con otros proyectos hasta el día de su fallecimiento.  No se puede hablar de Gaudí sin hacer mención a su enorme religiosidad, hecho que junto a la arquitectura marcó su vida hasta el 7 de Junio de 1926, fecha en la que fallece en el hospital de beneficiencia cristiana, poniéndose fin a su vida de penitencia y pobreza voluntaria y dejando inconcluso el mayor símbolo de Barcelona, la Sagrada Familia

(Fotografía de Pablo Audouard Deglaire)

Etapa historicista

 de estilo  de homify
homify

Sagrada Família

homify

En su obra, pueden identificarse dos etapas: una primera historicista y una segunda modernista. La etapa historicista comienza en 1883, año en el que recibe el encargo de proseguir con las obras de la Sagrada Familia, proyecto iniciado por el arquitecto diocesano Francisco de Paula del Villar. El proyecto de Gaudí para este templo expiatorio, financiado con donaciones, consistía en una gran iglesia con planta de cruz latina y torres de gran altura, inundado todo en una gran carga simbólica, tanto a nivel formal como escultórico. Desde 1914, Gaudí traslada su domicilio y vida a la Sagrada Familia, para dedicarse exclusivamente a la construcción de este templo hasta 1926, año de su fallecimiento. Para este entonces, tan sólo está terminado el primer campario de la fachada del Nacimiento

En esta primera etapa, también encontramos otras obras como la Casa Vicens, de estética hispanoárabe y de estética gótica: el Palacio Güell, el Colegio Teresiano, el Palacio Episcopal de Astorga y la Casa de Los Botines.

Con Eusebi Güell, cliente de muchas de sus obras, mantuvo una relación casi de mecenazgo renancentista. 

(Fuente: https://www.flickr.com/photos/7455207@N05/5491325900/in/set-72157600280979583)

Etapa modernista

 de estilo  de homify
homify

Casa Batllo

homify

Sus dos obras Bellesguard y Casa Calvet marcan un cambio en la trayectoria de sus obras. A partir de aquí, se suceden sus construcciones más atrevidas, más modernistas y más íntimas. Dentro de esta etapa modernista encontramos el Parque Güell, obra que incluye gran fuerza cromática y elementos estéticos de carácter libre. 

La Casa Batlló, protagonista de la imagen, se inspira en la naturaleza y la poesía. Su fachada, ondulada verticalmente, se reviste de fragmentos de vidrio y cerámica de diferentes colores. Los pilares con elementos florales se inspiran en formas animales y sugieren un delicado esqueleto. 

Otra de sus grandes obras que también podemos ubicar en esta etapa es la Casa Milá, comúnmente conocida como La Pedrera

(Fotografía de Frank Kovalchek – Alaskan)

Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo rústico de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!