Qué hacer cuando te has cansado de tus viejos muebles

Irene M.Tutor Irene M.Tutor
Google+
Loading admin actions …

Seguramente todos y cada uno de nosotros haya pasado por esa situación en algún momento. De un día para otro la decoración de nuestro hogar deja de resultarnos tan atractiva, o el mobiliario que tenemos deja de resultar práctico o de ajustarse a nuestras necesidades y antes de darnos cuenta nos sorprendemos ojeando revistas y publicaciones de diseño de interiores.

Pues bien, ha llegado el momento de dar el paso y deshacernos de nuestros antiguos muebles para llevar a cabo un cambio de aires en nuestro hogar y de paso adaptar nuestro nuevo mobiliario a las necesidades de nuestro hogar, pero… qué hacemos con nuestro antiguo mobiliario, especialmente cuando se encuentra en buenas condiciones a pesar de lucir algo anticuado u obsoleto. Pues bien, desde homify queremos ayudarte a encontrar una solución a este problema tan común, te lo contamos en este libro de ideas.

Sácales el máximo provecho

Salones de estilo rústico de Rachele Biancalani Studio
Rachele Biancalani Studio

Master bedroom – camera da Letto Padronale

Rachele Biancalani Studio

Cuando llega el momento de poner una fecha de caducidad a nuestros muebles, lo habitual es que tratemos de postergar lo máximo posible ese momento. Ya sea porque les guardamos un cariño especial o porque seguimos teniendo presente el desembolso que tuvimos que hacer en su momento, el caso es que parece que nos cuesta dar ese paso. 

Una manera muy útil de poder aprovechar un poco más ese pieza que tanto nos gusta es conservar alguna de sus partes para poder darle otro uso dentro de la decoración de nuestro hogar. En este original diseño Rachele Biancalani Studio se ha adaptado una estantería convencional al formato de un dormitorio abuhardillado, cuadrando a la perfección con el estilo juvenil de la decoración.

De estas forma puedes sacar partido a las piezas que más te interesen de tu antiguo mobiliario para crear nuevos diseños y adaptarlos a estilos completamente diversos.

Ante la duda, dónalo

Puertas y ventanas de estilo rústico de Cabbages & Roses

Otro método muy efectivo para deshacerte de tu viejo mobiliario es donándolo o cediéndolo a familiares y amigos. Cuando ese mueble en concreto no se encuentra en las mejores condiciones puede que incluso los más allegados se resistan a aceptarlo y es que puede haber dejado de ser del todo atractivo, por eso te proponemos recurrir a las organizaciones sin ánimo de lucro para que le busquen por ti una segunda vida. 

Organizaciones como remar, reto o Cáritas recogen muebles usados, los reparan y los revenden en mercadillos para poder recaudar dinero y ayudar a distintos colectivos. Es un buen camino para darle un fin solidario a la renovación de tu hogar.

Una opción puede ser publicar un anuncio en algún portal online o incluso en la sección de clasificados del periódico, existen muchos sitios web que te permiten poner mensajes sin coste alguno en sus secciones gratuitas, incluso publicando imágenes y fotografías.

Pero… ¿cómo puedo donarlo?

En primer lugar es importante  concretar como se va a llevar a cabo el traslado de los muebles ya que no todo el mundo puede disponer de un vehículo de tamaño suficiente. Siempre puedes tratar de contactar con alguna parroquia cercana o con tiendas de segunda mano cercanas a tu vivienda en caso de que nadie se haya ofrecido a llevarse tu mueble usado. Asegúrate de especificar que los muebles deben ser recogidos para que no te veas obligado a llevarlo.

Prepara tu mueble adecuadamente para la recogida. No te llevará demasiado tiempo pasarle un paño húmedo en caso de que la superficie lo requiera lo aspirarlo a conciencia, al fin y al cabo también buscamos que resulte atractivo para aquellos que vayan a darle uso.

Otra opción es bajarlo a la calle ya que en muchos barrios de las grandes ciudades se suele fijar un día de la semana para que la gente baje sus viejos muebles y así otras personas puedan cogerlos. 

Cuando los recuerdos pesan más

Hay ocasiones en las que un mueble es mucho más que un simple objeto decorativo y puede cobrar para nosotros un sentido especial ligado a multitud de recuerdos de momentos pasados o de personas cercanas a nosotros. Este hecho puede llegar a hacer que no nos queramos desprender de determinadas piezas, pero al mismo tiempo las limitaciones de espacio hacen imposible que nuestra casa llegue a convertirse en un almacén. 

¿Qué hacer ante esta situación? En los últimos años ha proliferado un nuevo sector de negocio que trata de dar respuesta a esta clase de problemas, se trata de empresas dedicadas al alquiler de trasteros particulares que por un precio muy asequible permiten mantener a buen recaudo, por tiempo indeterminado, nuestras posesiones más preciadas. 

Esta alternativa está cada vez más extendida también como un método rápido y eficaz para conservar tu mobiliario durante las reforma de tu hogar o durante el periodo de mudanza. 

Recupera parte de tu inversión

En el caso de que quieras deshacerte de mobiliario que haya dejado de emocionarte pero que a pesar del uso se conserva en perfectas condiciones la venta puede ser tu mejor opción. Primeramente tienes que valorar las condiciones en las que se encuentra en mobiliario y qué sector del mercado puede estar interesado en adquirirlo. 

En este sentido tenemos varios opciones, por una lado la venta a un precio escandalosamente económico de muebles de poco valor o muebles antiguos que con el tiempo hayan podido revalorizarse. En el primero de los casos existen multitud de páginas web y aplicaciones móviles destinadas a este fin, por lo que simplemente tendríamos que colgar un anuncio y esperar. El segundo de los casos es algo más complicado y, a pesar de resultar una venta muy atractiva, tendremos que invertir tiempo y esfuerzo para contactar con anticuarios que pueden interesarse por nuestros muebles. 

Dales un nuevo uso

Pareja de sillones: Hogar de estilo  de Hika
Hika

Pareja de sillones

Hika

Finalmente otra posible opción consiste en buscar una nueva utilidad para nuestros antiguos muebles, fuera de su entorno habitual. Por ejemplo una viejo rincón de café puede encajar a la perfección dentro del mobiliario de jardín, así como una vieja estantería puede ser de gran utilidad para crear un espacio de despensa o almacenaje en un patio interior o terraza.

Tan solo nos será necesario algo de imaginación e invertir algo de dinero en material para poder darle una nueva y rejuvenecida imagen a nuestros muebles. La palabra 'antiguo' ha cobrado un nuevo significado en nuestra sociedad, las tendencias se reciclan constantemente para traer de nuevo las viejas modas a la palestra, por eso no dudes ante la idea de renovar tus muebles antiguos. Son mil las maneras a las que puedes recurrir para darles un completo cambio de imagen, desde pintar, tapizar, crear nuevas combinaciones decorativas,… crea tus propios diseños para aportarles un toque más personal.

¿Has recurrido ya a alguna de estas ideas?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo rústico de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!