Terrazas de estilo  de Studio Earthbox

Césped artificial: 12 ideas fantásticas para tu casa

Isabel Rodríguez Isabel Rodríguez
Loading admin actions …

Conseguir que tu jardín luzca perfecto todo el año tiene mucho que ver con los elementos que elijas para él. La vegetación es un capítulo a parte dentro del diseño del mismo y, el césped artificial, puede ayudarte a lograr tu objetivo de una manera relativamente sencilla.

Si estás barajando la posibilidad de instalar césped artificial pero tienes dudas, no pierdas detalle de este libro de ideas porque tenemos una docena de motivos y recomendaciones que disiparán todas y cada una de las cuestiones que nublan tu decisión. Aunque a priori pueda parecerte una opción algo costosa, verás cómo con la vista puesta en el futuro, a largo plazo consigues grandes beneficios para tu jardín. ¿Intrigado? ¡No esperes más y sigue leyendo!

¿Qué es?

Lo has visto a menudo, conoces su tacto e incluso has paseado sobre él pero ¿sabes realmente qué es el césped artificial? No es otra cosa que un relleno a base de hilos de polietileno que, lejos de estar presente solo en el diseño de jardines, se ha hecho un hueco en espacios residenciales, comercios y hasta el mundo empresarial ya que permite cubrir, cual alfombra, superficies de toda índole. 

No solo para exteriores

Como muestra un botón. Como decíamos, el césped artificial no es patrimonio exclusivo del jardín. Nada más lejos de la realidad. Este tipo de revestimiento se adapta perfectamente a cualquier espacio y puedes utilizarlo tanto en el salón a modo de alfombra, como en el cuarto de los niños o cualquier otra zona de tu hogar en la que quieras añadir un toque de verdor.

Sin obstáculos

¿Te preocupa que los azulejos o el cemento no permitan la instalación de césped artificial? ¡Tranquilo! De hecho sucede todo lo contrario y es que, en ambos casos puedes instalarlo sin problemas ahorrándote, además, toda la fase de nivelación para que quede perfectamente asentado. 

Fácil mantenimiento

No todo el  mundo tiene buena mano con las plantas y, el césped tradicional es especialmente delicado. Sin embargo, el mantenimiento del césped artificial no tiene nada que ver. Su cuidado resulta bastante sencillo y es que, con una sencilla pasada de rastrillo lograrás eliminar las hojas secas al tiempo que elevas el pelo del mismo. Si acumula polvo solo tienes que bañarlo con un toque de manguera aunque, si buscas unos resultados espectaculares, siempre puedes pasar la aspiradora un par de veces al año. 

No te preocupes por las mascotas

Las mascotas son, en ocasiones, enemigos del mantenimiento del jardín pero no hay razón para alarmarse. Si tu perro, gato o mascota sea de la especie que sea llegara a defecar o miccionar en tu césped artificial, tiene solución y es más sencilla de lo que imaginas. Si se trata de orín solo necesitas un poco de agua y, si por el contrario, hablamos de heces duras, retíralas como harías de cualquier acera y pasa un cepillo con agua sobre la superficie en cuestión.

No es inflamable

En contra de lo que mucha gente cree, el césped artificial no es inflamable, esto es, no va a salir ardiendo. Ni siquiera la brasa de una barbacoa en el jardín o un cigarro encendido causarían un incendio del mismo, como mucho, dejarán marcada la zona en la que caigan y, eso, siempre y cuando permanezcan ahí mucho tiempo.

Ahorro

Al margen del montante económico del que hablaremos a continuación, con el césped artificial también ahorrarás en tiempo ya que no tendrás que estar pendiente del riego, abono y demás. ¿Lo mejor? Siempre estará verde.

Inversión a largo plazo

Como decíamos al principio de este libro de ideas, invertir en césped artificial puede parecerte costoso inicialmente pero si lo comparas con lo que supone el mantenimiento del césped natural, notarás el ahorro. No tendrás que invertir en productos para su mantenimiento, maquinaria o jardinería ¿qué más se puede pedir?

Sin plagas

Al tratarse de un material no natural, tu césped artificial no se verá afectado por insectos ni molestas plagas que, con frecuencia, terminan por deteriorar la imagen del jardín. Además, como comentábamos, ahorrarás en insecticidas.

Fácil instalación

Si no eres muy amigo de DIY (Do it yourself), no debes preocuparte. La instalación del césped artificial no resulta para nada compleja ya que todo depende de la superficie donde vayas a instalarlo. En definitiva se trata de nivelar el terreno, para lo que puedes emplear gravilla de fácil drenaje y, posteriormente, colocar una malla geotextil que proteja tu césped que pegarás con pegamento de poliuretano especialmente indicado para el tema que nos ocupa.

Decorativo

A la hora de elegir uno u otro tipo de césped artificial has de tener en cuenta qué superficie quieres cubrir con el mismo. Existen multitud de opciones en el mercado en función de dónde vayas a colocarlo, por ejemplo, puedes optar por un tipo de césped decorativo que es ideal para jardines, terrazas o complejos deportivos gracias a su resistencia y confort a la pisada así como por su elevada suavidad. 

Funcional

Si lo que buscas es integrarlo en una zona comercial o de poco tránsito, lo mejor es decantarse por un modelo más funcional y económico que, en cualquier caso, no renuncia a su aspecto natural.

Si después de este paseo aún no estás convencido de las bondades del césped artificial y quieres decantarte por el tradicional, en este libro de ideas encontrarás todo lo que necesitas saber: 6 consejos para que tu césped esté siempre ¡PERFECTO!

¿Hemos despejado tus dudas sobre el césped artificial?
Vivienda Unifamiliar en Tomiño, Pontevedra (Spain): Casas de estilo rústico de HUGA ARQUITECTOS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

Solicita tu consulta gratis

¡Encuentra inspiración para tu hogar!