Escaleras: ideas, imágenes e inspiración

  1. ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
    ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
  2. ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
    ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
  3. Escalera principal: Escaleras de estilo  de Abrils Studio
    Premium
  4. House in Madrid: Escaleras de estilo  de Studioapart
    Premium
  5. Jardín con piscina: Escaleras de estilo  de Imma Carner Arquitectura Interior
    Premium

¿Cuál es la importancia de una escalera?

Dicen los académicos que una escalera no es otra cosa que un “conjunto de peldaños que enlazan dos planos a distinto nivel en una construcción”. Sin embargo, su importancia trasciende de su mero papel como elemento de conexión. Teniendo en cuenta que son uno de los elementos arquitectónicos más antiguos conocidos en el universo constructivo, las escaleras han evolucionado hasta convertirse en piezas con entidad propia.

Más allá de su incuestionable funcionalidad, su protagonismo ha ido ganado posiciones con el paso del tiempo dando como resultado diseños que, no sólo resultan atractivos estéticamente, sino que son capaces de ofrecer soluciones ingeniosas para potenciar la dimensión práctica de los espacios en los que se ubican.

Partes principales de una escalera

Hay muchos criterios con los que podemos clasificar las escaleras pero, antes de conocer algunos de los aspectos básicos de estos elementos, conviene saber cuáles son las partes que la componen así como algunas consideraciones prácticas para dar con el mejor diseño para el hogar. En lo que a su orografía se refiere podernos distinguir:

Escalones: No cabe lugar a dudas y es que, la mayoría los reconoce como la superficie sobre la que descansa el pie al subir o bajar la escalera. La definición más técnica señala que es la parte formada por la huella, la contrahuella y el voladizo.

Huella, contrahuella y voladizo: La primera se refiere a la zona donde apoyamos la planta del pie al iniciar el ascenso o el descenso mientras que la contrahuella sería el área perpendicular a la misma. El voladizo, por su parte, se refiere a la parte de la huella que sobresale de la misma planeando sobre la que está en la parte baja. Sobre las características que cada una de ellas ha de tener te diremos que, lo ideal es que la huella tenga una superficie de entre 25 y 30 centímetros, mientras que la altura de la contrahuella ideal estaría entre los 15 y los 20cm.

Descansillo: Otra de las partes habituales es el descansillo que corresponde a una zona sin escalones con la que, generalmente, se unen distintos tramos de una misma escalera. Si vas a incorporarlo a tu escalera, recuerda que debe estar proporcionado a las medidas de la misma.

Baranda y pasamanos: Algunos diseños contemporáneos prescinden de ambos componentes aunque son muy prácticos, sobre todo, para facilitar la movilidad a través de la escalera. La baranda está compuesta por los elementos que sostienen el pasamos, que no es otra cosa que la parte de la barandilla a la que nos sujetamos al subir o bajar y que, en principio, debe estar colocado a unos 85 cm del suelo.

¿Qué tipo de escalera debo elegir?

La evolución en el diseño de las escaleras ha dado como resultado propuestas altamente atractivas que juegan con formas y materiales imposibles dando vida a soluciones increíbles adaptadas a todo tipo de espacios. La ubicación de este tipo de elementos arquitectónicos es, sin duda, uno de los factores que marcará la elección del tipo de escalera más apropiada para ti, aunque puedes encontrar algunas ideas conociendo las más frecuentes:

Escalera imperial: Es uno de los diseños más imponentes que puedes incorporar a tu hogar aunque, por su naturaleza, habrás de disponer de un espacio generoso para colocarla. Se trata de una escalera que tiene un tramo central y dos laterales, un diseño de película para una casa de cine.

Escaleras rectas: Al contrario que la anterior, este tipo de escalera es la más sencilla ya que, únicamente, se compone de un tramo de peldaños (o dos pero siempre en la misma dirección). En estos casos conviene que no tenga más de 15 peldaños seguidos.

Escaleras de ida y vuelta, en L o en U: Componen otro de los tipos más frecuentes y es que, las escaleras de ida y vuelta están formadas por dos tramos unidos por un descansillo, pero cada uno de ellos situados en direcciones opuestas. En función de la disposición de los mismos también pueden denominarse en L o en U.

Escaleras de caracol: Coquetas y prácticas, las escaleras de caracol son ideales para unir diferentes niveles en casas que no cuentan con demasiada superficie o que, por el contrario, quieren añadir un toque de personalidad al diseño. Se trata de escaleras que ascienden en espiral, cuyos peldaños se disponen en torno a un eje central y sin descansos.

Escaleras compensadas: No son las más frecuentes pero sí una propuesta muy atractiva. Las escaleras compensadas combinan tramos rectos y curvos prescindiendo, igualmente, de descansos entre ellos.

¿Cuáles son los materiales más apropiados?

Al margen del tipo de escalera elegido, otro de los factores a tener en cuenta para hacer de este elemento una pieza única dentro del diseño y decoración de tu hogar, tiene que ver con la elección de los materiales. Personalizar cada una de las partes que componen la escalera puede ayudarte a darle un aspecto de lo más original y adaptado a todo tipo de estilos.

Entre los materiales más populares para la construcción de escaleras encontramos algunos tradicionales como la madera, la cerámica o la piedra, junto a otros más contemporáneos que ganan posiciones como el metal, el hormigón o el vidrio, tanto en peldaños como en barandillas y estructuras.

No obstante, junto a materiales y formas, otra buena manera de darle un carácter único a este elemento arquitectónico es aprovechar el espacio bajo la escalera. Completar el diseño de la misma con la creación de un coqueto vestidor, una atractiva estantería, un jardín de interior o un espacio para el relax puede añadir un ‘extra de personalidad’ a tu escalera.

Encontrar la inspiración

De caracol, rectas, en madera, cristal, con soluciones de almacenamiento integradas, con peldaños iluminados… Sea cual sea el aspecto que quieras conseguir para tu escalera, dejar su diseño en manos de un profesional es la mejor garantía para alcanzar el éxito. En homify contamos con los mejores expertos para ofrecerte la solución más acertada y adaptada a tu espacio, gustos y presupuesto.